De la cabeza a los pies

Una clienta me trajo estos preciosos zapatos blancos para ponerle algo rojo, a juego del traje para la comunión de su hijo, eso si un detalle que luego se le pudiera quitar.
Con lo bonitos que eran me imaginé, yo en mi fantasía natural, algo muy de Carrie Bradshaw, y le puse unas plumas rojas a los costados, pero ella me habló de unas piedras, así que le presenté las dos opciones, quedaos con la que más os guste.
Yo me quedo con las plumas.


2 comentarios:

Retal dijo...

pero bueno! te haspuesto las pilas con las entradas!
así me gusta.

Yo también prefiero las plumas ;P

Przarrabeitia dijo...

Ya ves llevaba mucho sin escribir, estoy liadilla con bodas y pensando en rediseñar un poco la imagen del blog.
Gracias por seguir ahí.

PD: escogió el otro